La Tregua

Yo no quiero una tregua con Dios, de ningún tipo…
Acabo de terminar de leer el diario de Martín Santomé y para no verme tan indiscreta llamémosle "La Tregua" de Mario Benedetti Disfrute mucho ésta lectura y recopile unas frases que me emocionaban o me interesaban mientras progresaba en la Tregua, ya al final lloré por la frustración que sentí y reflexione sobre el tiempo perdido ¡¡Lo peor sucede cuando no aprovechas el tiempo!!

Aquí van las frases:

Están instalados demasiado cómodamente en la vida
¿Sabes lo que te pasa? Que no vas a ninguna parte
Cuando el tipo reía, era como para ponerse a reflexionar sobre las imprevistas variantes de la imbecilidad humana. [He conocido a varios que me hacen pensar así]
El dolor lo pone a uno exageradamente receptivo
Exprimirse el cerebro
Se dedica uno a aguantar (…) sus muestras de enciclopédica ignorancia
…una horrible sensación de tiempo derrochado, algo así como si la estupidez me anestesiara el cerebro
Hay que gritarle en el oído a la gente, ya que su aparente sordera es una especie de autodefensa, de cobarde y malsana autodefensa.
Los pensamientos sirven para edificar lo digno sin excusa, lo estoico sin claudicación, el quilibrio sin reservas, pero las excusas, las claudicaciones, las reservas, están agazapadas en la realidad, y cuando allí llegamos, nos desarman, nos aflojan.

Tengo que discutir varios temas, en los que no estoy de acuerdo con el Sr. Santomé, pero será para otra ocasión.

¡Saludos para todos!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s